Searcher
Back

Telefónica, pionera en la estandarización de registros blockchain permisionados.

 

Telefónica ha impulsado en ETSI la creación de un Grupo de Especificación Industrial (ISG) sobre Registros de Datos Distribuidos y Permisionados (PDL) basados principalmente en blockchain.

 

Junto con otros 7 miembros fundadores, Telefónica está liderando la creación de un nuevo grupo de especificación dentro del ETSI que va a facilitar que la tecnología de cadena de bloques (blockchain) se convierta en un estándar industrial. Con ello, las empresas serán capaces de implementar servicios con la seguridad, escalabilidad y calidad que los usuarios actuales demandan, incorporando así las ventajas que la tecnología blockchain ofrece a sus portfolios.

 

Unos de los problemas a los que se enfrenta una empresa que quiere utilizar blockchain como tecnología base en sus servicios es que esta requiere que exista una red de nodos en los que se opere dicha cadena de bloques. Las alternativas actuales para la implementación de estas redes son, o bien redes abiertas no permisionadas como la que utiliza Bitcoin, o bien.

 

 

En Telefónica, detectamos que no existía ninguna especificación ni guía sobre cómo se deben operar redes de nodos blockchain permisionadas que permitan poder ofrecer servicios que fueran comercializables, que cumplieran con todas las regulaciones y que permitieran a las empresas asumir la responsabilidad de utilizar la tecnología blockchain con sus clientes.

 

En las redes no permisionadas no tiene sentido el establecimiento de unos mínimos de calidad, pues estas son redes best effort, donde los nodos se añaden o desaparecen a voluntad de los dueños, sin control de nadie. Esta solución presenta ventajas claras, pero serios inconvenientes si queremos lanzar servicios industriales que las utilicen.

 

“La alternativa más factible, si pretendemos dar servicios con una calidad asegurada, es utilizar redes blockchain permisionadas. Y para ello, no solo deberemos definir cuáles son esos Niveles de Calidad de Servicio (SLA, por sus siglas en inglés), sino que además tendremos que establecer cómo se deben comportar los nodos de esa red, cuál es su gobernanza desde el punto de vista operativo, cómo deben interactuar entre ellas, cómo deben incorporarse nuevos nodos, etc.”

 

Este ISG tendrá una duración inicial de dos años y su cometido será identificar y categorizar las necesidades de estandarización, así como crear las especificaciones técnicas necesarias. Además, se abrirá a la participación de sectores diferentes a los relacionados con las telecomunicaciones para aunar esfuerzos y conocimiento.

 

La primera reunión de este ISG se celebrará en Madrid a comienzos de 2019.

 

RELATED POSTS