Searcher
Back

La interconexión en Internet funciona bien

 

La interconexión a internet funciona bien; no la toquemos. Esta fue la conclusión del Organismo Europeo de Reguladores de las Comunicaciones Electrónicas (BEREC) en su Informe del 2012 sobre el mercado de la interconexión a internet. La misma conclusión se alcanzó en el taller organizado por el BEREC y la OCDE el pasado noviembre y en el seminario BITS sobre peering Internet & IP organizado por Cullen y la Universidad de Namur el pasado mes de febrero en Bruselas.

Esta conclusión parece que pone fin, aunque sea de forma temporal, al debate acerca de si la interconexión de Internet debe estar regulada. Bien, no todas las interconexiones a internet sólo las interconexiones entre compañías de Internet, también llamadas Over-The-Top (OTT),  con los Proveedores de Servicios de Internet como Telefónica.

Estos players de Internet pedían que se forzase a través de la regulación  q que   los operadores de acceso en todo el mundotuviesen que ofrecer interconexión gratuita; es decir, sin pagos de interconexión, para lo cual alegaban que los operadores de acceso estaban congestionando artificialmente la interconexión para forzar a las empresas OTT y a los portadores intermediarios a pagar por dicha interconexión, lo que se denomina Peering de Pago.
 

Si algo no está roto, no debe tocarse.  Así, pues, dejemos que las fuerzas del mercado hallen el equilibrio por sí mismas y sólo intervenir cuando se detecte un fallo de mercado, tras un cuidadoso análisis y considerando caso por caso.


 

Los reguladores han investigado este tema en diversas ocasiones y no han encontrado ninguna acción irregular: “ ley de competitividad, acercamiento cuidadoso o mínima interferencia” son algunas de las palabras que más han repetido sobre este tema. De los análisis realizados, se destacan dos evidencias:

 

  • El organismo regulador neerlandés ACM (Autoridad de Consumidores y Mercados), que ha puesto en marcha uno de regímenes más severos de Neutralidad de Red en todo el mundo, hizo un exhaustivo estudio sobre los mercados de interconexión y se encontró con mercados competitivos con «ninguna degradación de la Calidad del Servicio a causa de insuficiente capacidad de interconexión».

    Además, ACM también concluyó que no ve que los acuerdos de pago de peering indiquen un fallo en el mercado o una actitud anticompetitiva.

     
  • La Comisión Europea emprendió una investigación por sorpresa sobre Telefónica, Deutsche Telekom y Orange, con el fin de averiguar si estas empresas se estaban comportando de manera anticompetitiva en sus negociaciones y acuerdos sobre la interconexión en internet.  La Comisión Europea puedo acceder a los documentos reales que reflejan la conducta de dichas empresas y, tras una investigación detallada, no halló nada que pudiese considerarse conducta indebida y, en consecuencia, archivó el proceso.

Además, la Comisión tampoco detectó ningún indicio de promoción de los servicios propios en detrimento de los terceros ni de crear congestión de manera artificial en la interconexión.

Las conclusiones que ACM y la Comisión Europea eran previsibles, porque ningún operador quiere tener problemas de interconexión o problemas de Calidad del Servicio que afecten a sus usuarios de Internet porque podrían cambiarse de operador ya que estamos en un mercado altamente competitivo. 

Si algo no está roto, no debe tocarse. Así, pues, dejemos que las fuerzas del mercado hallen el equilibrio por sí mismas y sólo intervenir cuando se detecten un fallo demercado, tras un cuidadoso análisis y considerando caso por caso.

 

RELATED POSTS