Atrás

El deporte se nutre de la tecnología

La carrera tecnológica no tiene barreras, abarca cualquier materia, dando nuevas posibilidades allá donde se desarrolla, como es el caso del deporte que va de la mano de las nuevas herramientas digitales, siempre en busca de innovar y superar los límites.

El 5G o la inteligencia artificial ya forman parte del club exclusivo que forman el deporte y los deportistas de élite. Una relación que abarca desde el rendimiento de los deportistas, las tácticas, la forma de disfrutar del deporte por parte de los aficionados o en la ayuda a evitar problemas físicos.

Se trata de dar un salto hacia adelante en cuanto a todo lo que rodea al deporte profesional, donde ya nada se deja a la improvisación, y cualquier ayuda es bienvenida en pro de batir marcas, ganar partidos, en definitiva, superar al rival.

Hablamos de inteligencia artificial para disfrutar del deporte con el máximo detalle, retransmisiones automatizadas de eventos deportivos, un calzado de escalada diseñado con tecnología 3D, un parche que realiza electrocardiogramas en tiempo real o estudios para evitar lesiones de rodilla, uno de los grandes males de los deportistas.

 

Aficionados/entrenadores

Tanto las grandes compañías como las startups contribuyen en gran medida a esta nueva era del deporte, que está dando un sinfín de nuevas posibilidades a los clubes, entidades o los propios deportistas.

Aunque son muchos los casos de éxito de la ayuda de la conectividad 5G y la inteligencia artificial al deporte, sí que merece la pena hablar de algunos casos, como la aplicación Football Navigation, de la coreana Aimbroad, pensada para aquellos grandes aficionados que quieran saber todavía un poco más de sus equipos.

Se trata de una aplicación que lleva la inteligencia artificial ya usada por los cuerpos técnicos de equipos de máximo nivel al espectador medio de cualquier parte del mundo.

Sus promotores afirman que da la posibilidad a "los enamorados del fútbol" de visualizar las estadísticas de los jugadores, incluso predecir sus futuros movimientos, así como recuperar las mejores jugadas del partido: todo ello automatizado con inteligencia artificial y en tiempo real.

Por su parte, Humanox, participada por Telefónica, dispone de unas espinilleras inteligentes, ya adoptadas por equipos de élite, con las que se pueden analizar ritmos cardíacos o controlar la temperatura corporal de los jugadores. Son capaces de recoger en tiempo real hasta 50.000 datos del jugador que las lleva.

Otra iniciativa de esta empresa es Huox cardio patch, un parche capaz de medir la temperatura y la frecuencia cardíaca y realizar un electrocardiograma en tiempo real durante 24 horas seguidas: no necesita cables, pesa solo 10 gramos y mide 55 milímetros de alto por 4 milímetros de espesor.

En cuanto al aspecto de evitar lesiones de rodilla en deportistas de élite, hay que reseñar el proyecto Eyesport del Instituto de Biomecánica (IBV), un trabajo pionero en España que permite detectar "anomalías" en la rodilla mediante un escáner 4D no invasivo, sin necesidad de sensores o electrodos.

Su función es prevenir roturas de ligamentos, una de las peores y más frecuentes lesiones de los deportistas. Para ello, el IBV desarrolla una tecnología propia, KneeMotion, que permite analizar el estado de las rodillas de los deportistas con una técnica no invasiva que combina inteligencia artificial y análisis de datos.

Además, la inteligencia artificial se utiliza en el marco del proyecto 4Health para, a partir de imágenes radiográficas de la rodilla, generar herramientas de ayuda al diagnóstico de lesiones en esta zona mediante la aplicación de algoritmos de IA.

 

Balonmano más inteligente

Un ejemplo de cómo analizar los datos de un partido, en este caso de balonmano, es la aplicación Handaball Analytics, desarrollada por el departamento de Tecnología Informática y Computación de la Universidad de Alicante en colaboración con la Facultad de Educación. Su propósito es el de analizar la longitud de los saltos, las aceleraciones, el número de lanzamientos que han culminado en un gol, la altura, o desde qué lugar se han realizado.

Es una herramienta que responde a la necesidad que tenía la Federación Europea de Balonmano (EHF) de ordenar toda la información generada por el uso de la tecnología de la empresa Kinexon que capta, a través del uso de unos dispositivos en las camisetas de los jugadores y del balón, las distancias recorridas, como las velocidades, aceleraciones, cambios de dirección, impactos y saltos en la cancha.

No obstante, la universidad alicantina quiso ir más allá y desarrollar una herramienta informática que permite, de forma sencilla y gráfica, analizar toda la información recogida durante los partidos.

También los amantes del ciclismo están de enhorabuena ya que la startup española Evix desarrolla un sistema tecnológico basado en un airbag que se integra en el casco para proteger el cuello del usuario, la zona que comporta las lesiones cervicales y medulares, gracias a un algoritmo capaz de detectar el impacto mediante la inteligencia artificial Un proyecto que esperan tener en el mercado para finales de 2022 o principios de 2023.

Y si hablamos de ponerse en forma, hay que hablar de 'Runnea Academy', una aplicación lanzada en 2018 que combina los retos -gratuitos y de pago-, con un programa de preparación que diseña a cada usuario un plan de entrenamiento personal adaptado a sus condiciones y progresos, de la mano de una base de datos de entrenamientos y el uso de inteligencia artificial.

 

Alianza entre tecnología y deporte

La compañía Telefónica está muy presente en esta materia con la idea fundamental de que la tecnología constituye un poderoso aliado para incrementar la visibilidad y la repercusión del deporte.

De esta forma sus soluciones y servicios se aplican, entre otras cuestiones, a la digitalización de espacios e instalaciones deportivas para incrementar sus prestaciones y potenciar los usos que se pueden hacer de ellas.

Es el caso del club Granada y la plataforma Global Sport Platform de Telefónica Tech IoT & Big Data, con el objetivo de analizar las diferentes fuentes de datos para mejorar el rendimiento deportivo, la captación de talento y la monitorización y mejora del desempeño deportivo de los jugadores de la primera plantilla masculina.

Para ello, se une la tecnología 5G, edge computing e IoT, de tal manera que se dota al club de agilidad y flexibilidad para una rápida toma de decisiones.

Se trata de una plataforma multideporte, por lo que tendría cabida en otras actividades deportivas.

 

Estadios tecnológicos

Otro proyecto de la compañía es el que tiene lugar en el Estadio Abanca-Riazor de A Coruña, sede del Real Club Deportivo, junto a Cinfo y Ericsson, donde se ha instalado una red 5G dedicada convirtiéndolo en el estadio europeo con el despliegue de 5G más completo y con mayores casos de uso.

Por su parte, el estadio Wanda Metropolitano se ha convertido en el primer estadio de Europa 100 % digital gracias a la tecnología de Telefónica en busca de generar una experiencia única a los espectadores, por medio de tecnologías como IoT o big data.

El estadio rojiblanco ofrece un espacio hiperconectado con una infraestructura de red extraordinariamente potente en la que se alojan todos los servicios que necesita el club.

 

Deportista preparándose para salir a correr