La necesidad estratégica de impulsar un ecosistema Open RAN para Europa

Open RAN no solo es una oportunidad para los proveedores europeos y las cadenas de suministro, sino también para promover la innovación y liderazgo sobre la red.

Mundo tecnológico

24/11/2021

This image has an empty alt attribute; its file name is EU.jpg

Eusebio Felguera

Gerente de Políticas Públicas, Telefónica

Una llamada al compromiso y a la acción de los responsables polítcos. 

¿Existe alguna opción más eficaz para resolver problemas y superar obstáculos que la colaboración? Aunque la respuesta podría variar en función de quien responda, la práctica muestra que la cooperación es la suma de esfuerzos que nos ayuda a alcanzar objetivos compartidos. El impulso de la innovación es un ejemplo y las alianzas para promover la conectividad no son una excepción. Esta es una de las principales conclusiones que arroja el informe “Building an Open RAN ecosystem for Europe to lead in this essential innovation

Open RAN es la infraestructura de interfaces abiertas en la red de acceso radioeléctrico que los operadores móviles están desarrollando en la alianza O-RAN (O-RAN Alliance). El objetivo es permitir que en las redes 5G desagregadas el hardware y el software puedan ser suministradas por diferentes suministradores. Esta desagregación de hardware y software tiene muchas ventajas en comparación con las soluciones monolíticas integradas tradicionales, reconocidas tanto por los operadores como por los propios suministradores existentes. Esta desagregación se denomina “virtualización de la red” y ha sido ampliamente adoptada ya que facilita la actualización de las capacidades o la incorporación de nuevas características a la red sin tener que instalar nuevo hardware. Las actualizaciones pueden realizarse simultáneamente y de una sola vez en toda la red. Esta rapidez contrasta con las semanas o meses que se tardan en desplegar una nueva característica utilizando las obsoletas soluciones monolíticas.

Una apuesta decidida por la interoperabilidad

Sin embargo, esta virtualización no significa que se pueda añadir una nueva característica a la red sin la participación o el control del suministrador. Se podría pensar que el 4G y el 5G son estándares que deberían permitir a los distintos suministradores interoperar entre ellos. En realidad -y a pesar de que los estándares determinan las tareas de cada función de la red, qué información debe intercambiarse a través de una interfaz y cuál podría ser el lenguaje- dos suministradores diferentes hablan dialectos diferentes, por lo que no se entienden entre sí, y en consecuencia no interoperan. Es una paradoja que hablemos de dificultades de comunicación en un entorno de operaciones de telecomunicaciones, ¿verdad?

Open RAN es la solución a este problema, pues define un conjunto común y abierto de interfaces (lenguajes/dialectos) para comunicarse entre las diferentes funciones de red virtualizadas. De este modo, las soluciones de los distintos suministradores pueden entenderse entre sí e interoperar. Además, esto posibilita que la función de red de un suministrador puede ser sustituida por la misma función de red de otro suministrador. Como resultado, la incorporación de innovaciones de cualquier otro suministrador, aunque no lo sea previamente, es rápida y sencilla, lo que se convierte en la piedra angular para considerar las redes 5G como plataformas de innovación, una de las principales promesas de esta generación móvil.

Pero esto no es nada diferente a lo que ocurrió hace años en el sector de los ordenadores personales, esto es, de las Tecnologías de la Información (TI).  El paso de soluciones cerradas con propietarios únicos a estándares abiertos separó el camino del hardware y el software haciendo florecer nuevas empresas y nuevos servicios que dispararon el sector de las tecnologías de la información hasta lo que son ahora. Por esta razón, Open RAN (como primer paso de una filosofía de arquitectura abierta) es la mejor manera de emular a las TI y de acelerar el sector de las telecomunicaciones para que preste los servicios de vanguardia que demanda la sociedad digital.

El compromiso por mantener a Europa como líder en redes

En la actualidad, Europa se sitúa a la cabeza de lo mercado de suministradores de redes y tiene una situación inmejorable para liderar el desarrollo las redes con arquitecturas abiertas. Sin embargo, la disposición para hacerlo es bien distinta: solo los operadores de red parecen tener una posición decidida a favor de Open RAN. Esto nos obliga a apoyarnos en empresas extraeuropeas para realizar pruebas y primeros despliegues.

Mientras tanto, muchos países de todo el mundo han identificado Open RAN no solo como una oportunidad para mejorar la diversidad de sus suministradores y asegurar sus cadenas de suministro, sino también para desencadenar una nueva ola de innovación sobre la red (“Over The Network”), incorporando nuevas capacidades y aprovechando las sinergias del mundo IT. En consecuencia, sus gobiernos están desarrollando programas para ayudar a sus industrias a ser pioneras en Open RAN, centrándose en aquellos sectores que desempeñan un papel fundamental en este ecosistema. Nadie discute que las arquitecturas abiertas son el futuro de las redes. Ni siquiera los críticos de Open RAN lo hacen. Sin embargo, el hecho de que aún queden retos por resolver, como que el rendimiento de Open RAN pueda no estar a la altura, no debería detener a Europa. Otras regiones ya han puesto en marcha sus propios programas de Open RAN para arrebatar a Europa el liderazgo este mercado de suministradores de equipos de red.

El sector de las telecomunicaciones europeo busca soluciones

Telefónica, en un esfuerzo conjunto con Deutsche Telekom, Orange, Telecom Italia y Vodafone, ha analizado la cadena de valor de la Open RAN y el panorama de los suministradores en Europa que identifica las lagunas y ofrece recomendaciones para los responsables políticos en las siguientes áreas:

  • 1. Semiconductores (chips y componentes relacionados)
  • 2. Hardware RAN
  • 3. Software RAN
  • 4. Cloud
  • 5. Servicios de integración de sistemas y pruebas.
  • 6. Laboratorios de I+D, incubadoras, organizaciones de estándares, colaboraciones de código abierto, etc.

Open RAN es una cuestión de tiempo y no de posibilidad. Por tanto, Europa debe moverse ahora para mantener la actual ventaja regional en el espacio de los suministradores. Eso será crucial para liderar la carrera entre las regiones que ya han empezado a competir. 


Medios de comunicación

Contacta con nuestro departamento de comunicación o solicita material adicional.