La FP Dual, llave para el empleo de calidad de los jóvenes

A principios de septiembre el Gobierno dio luz verde al proyecto de ley de Formación Profesional (FP) con el propósito de "dar un empleo digno" a los jóvenes y reducir el paro y que tiene como objetivo abrir pasarelas con estudios universitarios, facilitar a estudiantes y trabajadores la formación continua a lo largo de su vida y más prácticas en empresas.

FP Dual Chica

6 min

La Formación Profesional Dual, que combina la teoría del centro de enseñanza con la aplicación práctica de lo aprendido en una empresa, se confirma como una de las más seguras iniciativas para aumentar el empleo de calidad de los jóvenes, un sector de la población que en España arrastra una de las tasas de paro más elevadas de Europa (casi un 40 %). 

En Alemania, la FP Dual está implantada en más del 60 % de sus ciclos mientras que en España solo llega al 4 %, explican a EFE desde la Fundación Bertelsmann, miembro de la Alianza para la Formación Profesional Dual, una red de empresas, centros educativos e instituciones que cuenta con alrededor de 1.500 miembros. 

Estudiar y trabajar 

Juan García comenzó sus prácticas en una consultora informática tras acabar la Formación Profesional, un tiempo corto en el que ha madurado y descubierto “el buen rollo” del mundo laboral y el trabajo en equipo. Una fórmula poco extendida que sirve también a las empresas para captar talento y acercar sus necesidades a las aulas. 

El principal cambio percibido por Juan García en esta nueva etapa, aprendiz del doble grado superior en Desarrollo de Aplicaciones Multiplataforma y Desarrollo de Aplicaciones Web en el IES Clara del Rey de Madrid, ha sido distinguir “los conocimientos teóricos de los que luego se aplican a un trabajo real. No es igual estar en clase y hacer todos lo mismo que llegar aquí y ver cómo va a ser ese futuro laboral”. 

Isidoro Ruiz, su tutor, que entrega al IES un informe trimestral sobre cómo ha sido el desempeño de Juan, qué puede mejorar o qué aspectos pueden potenciarse desde clase para suplir necesidades de la empresa, comenta a EFE el grave déficit que tienen sectores como el suyo para encontrar a profesionales cualificados

De hecho, el 90 % de los jóvenes que hacen las becas de formación en su empresa, Habber Consultoría Tecnológica, son contratados después. 

Alta empleabilidad 

El centro de estudios y divulgación Adecco Group Institute y el portal Infoempleo afianzan la realidad de que la FP cuenta con una alta empleabilidad: el 41,3% de las ofertas en el país requiere contar con un título de Formación Profesional. Porcentaje que la convierte en el tipo de capacitación más demandada, por delante de los títulos universitarios, tal y como se recoge en el Informe Infoempleo Adecco: Oferta y demanda de empleo en España 2020. 

En cuanto a la iniciativa legislativa, la ministra de Educación, Pilar Alegría, señala que se trata de “un proyecto de ley de país, transformador, modernizador y que va a mejorar la vida de muchas personas“, y añade que la FP dará una oportunidad a una nueva generación de jóvenes para tener un empleo digno y permitirá reducir la tasa de paro, sobre todo el juvenil, que cifró en el 35 %”. 

Proyecto de ley en marcha 

Así pues, el Consejo de Ministros aprobó el nuevo texto “tras 19 reuniones de debate intenso y de escucha activa con todos los protagonistas vinculados”. Un diálogo y consenso que Alegría espera que se refleje en el Congreso de los Diputados durante la tramitación parlamentaria del texto y que esté aprobada en el primer trimestre de 2022. 

Tenemos una oportunidad de país que no podemos desaprovechar […] porque es un proyecto que nos europeiza y nos acerca y equilibra con los mejores modelos europeos”, resaltó la ministra. 

La futura norma, dotada con una inversión de 5.474,78 millones de euros (de los cuales 1.550 provienen de los Fondos de Recuperación y Resiliencia europeos) y prevista para su implantación en cuatro años, regula un modelo único de Formación Profesional flexible, acumulable y acreditable que se adapte a las necesidades de cada persona en cualquier momento de su vida profesional.  

Además, integra e impulsa las reformas emprendidas por el Gobierno desde 2018 para transformar la FP, como la creación de nuevas plazas para cubrir la creciente demanda de matriculación en estas enseñanzas, indica el Ministerio. 

El proyecto contempla desde microformaciones hasta cursos de especialización y está ordenado en itinerarios formativos que permiten la progresión a través de cinco grados ascendentes. En todos ellos los estudiantes tendrán la oportunidad de tener un período de prácticas en empresas. 

El Grado A supone la acreditación parcial de competencias; el Grado B -Certificado de Competencia Profesional-; Grado C: Certificado Profesional; Grado D -Ciclos Formativos (Grado Básico, Grado Medio y Grado Superior)- y Grado E -cursos de especialización (título de especialista y Máster Profesional)-. 

La FP general establece un tiempo en la empresa de entre el 25 y el 35 % de la duración total del aprendizaje y el compromiso de la compañía de participar en hasta un 20 % de los contenidos y resultados de aprendizaje del currículo. 

En cuanto a la Formación Profesional intensiva, la formación en la empresa será superior al 35 % de la duración total, y ésta colaborará con el centro de formación en el desarrollo de más del 30 % del currículo. 

Ahondando en ello, según datos de la CEOE, el 55 % de las empresas tienen dificultad para encontrar trabajadores con la formación adecuada a sus necesidades, mientras que el paro juvenil en menores de 25 años en España supone el 39,5 % en el primer trimestre de 2021. 

Se prevé que el 50 % de las oportunidades de empleo en la segunda mitad de esta década estarán reservadas para personas con cualificación intermedia (técnicos y técnicos superiores de FP), y solo el 16 % de los empleos requerirán bajo nivel de cualificación. 

Sin embargo, el 48 % de la población activa española, en torno a 11 millones de personas, no tiene un título de formación profesionalizante ni posee acreditadas formalmente sus competencias profesionales, y la tasa de jóvenes matriculados en enseñanzas de FP es del 12 % frente al 29 % de la Unión Europea. 

Por primera vez, el número de matriculados en FP ha superado este curso académico el millón de estudiantes, tras más de un lustro de un crecimiento sostenido en esta etapa educativa. 

Empleos más demandados 

Administración y Gestión (13,7%) sigue siendo la FP más demandada en las ofertas de empleo, aunque cede 1,6 puntos porcentuales en el último año. Le sigue de nuevo Electricidad y Electrónica (8,9%), Instalación y Mantenimiento (6,3%), Fabricación Mecánica (5,7%) -que intercambian posiciones-, e Informática y Comunicaciones (3,8%), estadísticas que recoge El Economista. 

La demanda de titulados de FP se distribuye de manera diferente entre las diferentes comunidades autónomas. De nuevo, más de la mitad de las ofertas que requieren FP en España (55%) son para desempeñar trabajos en Cataluña, la Comunidad de Madrid y País Vasco, seguidos de Andalucía, que es la que más crece, la Comunidad Valenciana y Castilla y León. 

Este impulso a la FP se ha visto también materializado con la iniciativa ‘Alianza por la Formación Profesional: una estrategia de país’ y se enmarca en el Plan de Modernización de la Formación Profesional para aunar esfuerzos, crear sinergias y tejer iniciativas entre las administraciones públicas, los interlocutores sociales y el sector empresarial. Se han adherido a ella un total de 65 entidades, entre ellas la Fundación Telefónica


Medios de comunicación

Contacta con nuestro departamento de comunicación o solicita material adicional.