Atrás

La historia de Aura: transformación, visión y un futuro por escribir

 

Hace un año anunciamos que queríamos un nuevo modelo de relación con nuestros clientes basado en la Inteligencia Cognitiva. Un año después, hace escasamente unas horas, hemos anunciado que AURA ya está disponible para millones de clientes en seis países (España, Reino Unido, Alemania, Argentina, Brasil y Chile). Podéis ver todos los detalles del “qué” hemos presentado en la Nota Oficial

Pero quiero aprovechar este espacio para contar no solo el “qué”, sino el “cómo” y el “por qué” de AURA, ya que AURA no es fruto de la casualidad, sino la causa directa de una historia de Transformación y de la historia de una Visión.

 

La historia de una Transformación

Desde hace ocho años, en Telefónica estamos firmemente comprometidos con la digitalización de nuestros servicios y la transformación de nuestras redes en las redes del futuro.

Pero, hace dos años, dimos un paso más en esta transformación: redefinimos la forma de concebir una telco. Dejamos de vernos como una compañía de departamentos, geografías o unidades de negocio, y empezamos a trabajar como una compañía de plataformas.

 

La Primera Plataforma, lo que nos define como compañía: nuestra red está cada vez más virtualizada y dotada de inteligencia. Una Segunda Plataforma de procesos y sistemas totalmente digitalizados y automatizados, que se hablan en tiempo real. Y una Tercera: una plataforma de distribución de tecnología y contenidos, propios o de terceros, a millones de clientes. Y sobre estas creamos una Cuarta Plataforma: un repositorio de Big Data, de toda la información y datos generados en el resto de plataformas.

Con todas estas plataformas interconectadas entre sí, construidas desde lo que nos hace únicos, la red, pudimos dotar de una forma natural a Telefónica de capacidades de Inteligencia Artificial y Machine Learning.

Sin este compromiso firme y pionero con la digitalización de todas nuestras plataformas con el cliente en el centro no sería posible una iniciativa como Aura.

 

 

La historia de una visión

Pero AURA no es única o exclusivamente tecnología. Para los que trabajamos en Telefónica, es tan importante el “qué” hacemos, como el “cómo” lo hacemos: Nuestros Valores.

Y, siendo una empresa tecnológica, no podemos obviar que estamos inmersos en una revolución tecnológica como nunca se ha vivido antes en la historia de la Humanidad. La ola que viene de Inteligencia Artificial, y otras tecnologías disruptivas, tiene un enorme potencial para mejorar la vida de las personas y la sociedad, pero también arroja incertidumbres, cada vez más presentes en el debate público. Parte de ese debate gira en torno al uso de los datos que dejamos en nuestra vida digital y que son definidos como el nuevo petróleo en un mundo hiperconectado. La economía de los datos ha revolucionado todos los sectores de la industria y la sociedad.

Y no debemos olvidar que las redes de telecomunicaciones y la conectividad son las plataformas donde se origina nuestra vida digital. Nosotros tenemos la responsabilidad de ser proveedores de estos servicios que la sociedad y las personas demandan: la red y la conectividad.

Por eso decidimos apostar por embeber valores y principios en nuestra red y en nuestros servicios. Unos claros principios y valores de privacidad: transparencia, control y seguridad de los datos personales que nuestros clientes generan en su relación con Telefónica. Queremos que los clientes controlen sus datos personales y que puedan decidir quién puede acceder a ellos, en qué condiciones e, incluso, si lo desean, llevarse el histórico de los mismos a otro operador.

 

Y así nace Aura

Aura - La Inteligencia Artificial de Telefónica

Aura nace como un compromiso de poner a disposición de las personas las capacidades tecnológicas de Telefónica -Inteligencia Artificial y Cognitiva- no solo para ofrecerles una experiencia diferencial y personalizada, sino para velar por unos principios y valores en la vida digital. Porque queremos que la confianza de nuestros clientes sea nuestro mayor activo.

Desde hoy, AURA permitirá a millones de clientes en España, Reino Unido, Alemania, Brasil, Chile y Argentina hablar con la tecnología de Telefónica de una forma sencilla, diferencial y personalizada a través de diferentes canales de su elección.

AURA ha nacido para aprender y lo hará a medida que se gane la confianza de nuestros clientes. Aprenderán mutuamente, de forma que se irán incorporando nuevos casos de uso para mejorar la vida de nuestros clientes.

 

Aura: el primer hito destacado de la Telefónica de las plataformas

Aura es la primera evidencia de una visión a largo plazo, donde imaginamos a nuestros clientes hablando no solo con nuestros productos y servicios, sino hablando directamente con la Red y que la Red reaccione en tiempo real adaptándose a sus necesidades. Esta es nuestra visión de futuro. Una Telefónica totalmente digitalizada con el cliente en el centro.

Porque creemos que las personas hemos dedicado mucho tiempo a aprender a entender tecnología, pero ya es hora de que la tecnología aprenda a entender el lenguaje de las personas.

La historia de Telefónica se define por los momentos en los que se atrevió a reinventarse, a ambicionar más, a no conformarnos con el ´statu quo´. Y puedo deciros que estoy muy orgulloso de lo que hemos conseguido. Estoy muy orgulloso de mi equipo. Estoy muy orgulloso de Telefónica y del futuro que estamos escribiendo.

 

José María Álvarez-Pallete