Buscador
Atrás

El Informe Global de Internet de ISOC se convierte en el Informe de Internet Móvil

fibra-ave (2)El móvil se ha convertido en el principal medio de acceso a Internet. Este es el caso especialmente en los países en desarrollo, donde las infraestructuras fijas no han tenido un despliegue tan amplio. La tecnología móvil es una de las principales palancas para para el desarrollo de la visión de Telefónica, es decir, poner las tecnologías al alcance de todos y contribuir positivamente a la vida de nuestros clientes.

 

La tecnología móvil, además de ser el facilitador de Internet más relevante, está también cambiando la forma en cómo vivimos Internet. Los dispositivos inteligentes portátiles junto con nuevas posibilidades que nos ofrecen están modificando nuestra forma de vivir y relacionarnos con el entorno: en lugar de escribir direcciones web, pulsamos enlaces en pantallas táctiles; en lugar de navegar utilizamos más las aplicaciones, que a su vez, permiten generar un mercado global para vender contenidos a través de las tiendas de aplicaciones, aumentando la disponibilidad y la manera en la que descubrimos contenidos online.

 

El Informe Global de Internet 2015 (Global Internet Report, GIR 2015) de la Internet Society "Evolución móvil y el desarrollo de Internet" analiza estos profundos cambios. Citando a Bill Gates en cómo sobreestimamos los cambios que se producirán en los próximos dos años, al tiempo que subestimamos los cambios de los próximos diez, ISOC evalúa el auge de Internet móvil y los beneficios que nos ha proporcionado en todas los aspectos de nuestras vidas. Sin embargo, los beneficios vienen también acompañados de sus respectivos desafíos. En cualquier caso, dichos beneficios no deben ir en detrimento de los principios fundacionales de Internet ni por tanto de la Internet tal y como la conocemos a día de hoy.

 

Michael Kende, economista jefe de la ISOC, destaca un par de estos desafíos en su post "La brecha móvil". Éste ofrece una breve reseña sobre el GIR 2015, tratando de responder por qué usuarios potenciales que podrían acceder a Internet no lo hacen si la disponibilidad del acceso a Internet ya no es un factor limitante. Y destaca dos razones fundamentales: la accesibilidad y la relevancia o utilidad del servicio de Internet.

 

La primera es fácil de entender: en algunos países el coste de la banda ancha todavía representa un 10% o más del ingreso promedio mensual, quedando por tanto fuera del alcance de la mayoría. Kende apunta a los gobiernos como un factor significativo en la ecuación de coste y, por lo tanto, en su resolución mediante la reducción o la eliminación de los impuestos sobre los equipos, dispositivos y servicios que por ende deprimen la demanda, y los altos costes para el despliegue de infraestructuras y del espectro. A título indicativo, las aportaciones fiscales de Telefónica en Brasil representan más del 40% de los ingresos totales en el país.

 

La relevancia se refiere a la voluntad de los usuarios para gastar su tiempo y dinero en Internet: ¿Qué les ofrece Internet? ¿Hay contenido disponible en su idioma? ¿Es de su interés? ¿Es útil? Como ya destacamos en la sección Conectar a los desconectados de la publicación de Telefónica Manifesto_ Digital , “en torno al 20% de los consumidores no accede a Internet, ya que no saben cómo o no ven la necesidad de hacerlo". Promover la creación de contenidos mediante el desarrollo de servicios móviles locales propios, albergándolos a nivel local, y fomentar el desarrollo de capacidades para apoyar estas actividades son formas de abordar este reto.

 

Kende también menciona el papel de las aplicaciones y las tiendas de aplicaciones de Internet móvil, sugiriendo retos derivados de las distintas disponibilidades de aplicaciones según las geografías y las tiendas de aplicaciones, y apuntando también a la accesibilidad a las aplicaciones para promover la adopción y el uso de Internet. Curiosamente, se recomienda un mayor uso de las aplicaciones web para que así los desarrolladores puedan programar una única aplicación web para todas las plataformas - de modo que los consumidores puedan migrar fácilmente entre plataformas de la misma forma en la que cambian de navegador hoy en día - y para permitir que nuevas plataformas entren y compitan en los mercados en igualdad de condiciones.

 

En Telefónica hemos afrontado este desafío en profundidad, la Portabilidad de la Vida Digital, en nuestro ya mencionado Manifiesto Digital. Cuando los consumidores tratan de migrar entre teléfonos inteligentes o tabletas de los dos sistemas operativos móviles dominantes en el mercado, se encuentran con numerosos obstáculos. Tal vez, el más relevante es que las aplicaciones que están utilizando en un dispositivo no se pueden transferir al otro. La aplicación puede incluso no estar aún disponible para el otro sistema operativo o, si estuviese disponible, el usuario tendrá que comprar la aplicación de nuevo, pagando dos veces por ella. Esto puede disuadir a los consumidores de cambiar a un smartphone con un sistema operativo móvil diferente debido a que estos sistemas cerrados, que crean efectos de cautividad. Pero estos ecosistemas cerrados también crean efectos de exclusión, ya que algunos proveedores de servicios pueden ser excluidos del ecosistema al impedirse que distribuyan sus aplicaciones en los mismos, o por haber una aplicación exitosa no desarrollada para sus plataformas, lo que limita seriamente sus opciones de éxito.

 

Como resultado, las plataformas cerradas podrían terminar restringiendo la elección del cliente y la libre competencia. Aplicaciones basadas en estándares web abiertos, como HTML5, pueden jugar un papel importante en la resolución del desafío de la Portabilidad de la Vida Digital en una Internet móvil. El Informe GIR 2015 de la ISOC fomenta el apoyo multi-stakeholder a la Open Web Platform (Plataforma Web Abierta) como una manera de aumentar las opciones de elección de plataforma entre los usuarios.

 

Los dispositivos inteligentes y una Internet móvil basada en aplicaciones plantean desafíos adicionales significativos a la evolución de Internet. Aunque los dispositivos inteligentes permiten disfrutar de aplicaciones fantásticas, muchas veces además gratuitas, que nos ayudan a desplazarnos en ciudades desconocidas, sugiriéndonos los restaurantes de la zona, donde coger un taxi u otros servicios basados ​​en la geolocalización que pueden incluir funcionalidades adicionales relativas a la cámara; también es necesario considerar la otra cara de la moneda: pueden generar problemas de privacidad. Muchos usuarios se sorprenden cuando descubren los datos resultantes de esos servicios se almacenan y comparten entre distintas empresas. ISOC recomienda que los usuarios tengan la capacidad de gestionar su privacidad y permisos de acceso a sus datos personales de una manera que sea fácil de entender e implementar. En Telefónica, hacemos una llamada en favor del control por parte de los usuarios de sus datos personales.

 

Las cuestiones de seguridad en relación con las interfaces para programas de aplicación o APIs y el acceso a aplicaciones también están incluidas en el análisis del Informe GIR 2015. Estamos completamente de acuerdo con la recomendación de ISOC sobre la necesidad de colaboración de todos los agentes relevantes del ecosistema para garantizar la seguridad móvil. En el Manifiesto Digital de Telefónica, justamente se abordan asuntos como la Privacidad y la Seguridad en el capítulo de Confianza Digital ya que la confianza del consumidor y la seguridad son fundamentales para el desarrollo una economía digital floreciente. Necesitamos fortalecer la confianza digital para que la sociedad disfrute plenamente Internet.

 

GIR 2015 es un magnífico informe de la ISOC que no solo aborda acertadamente los retos de la Internet móvil, sino que también pone en valor los beneficios que produce para la sociedad. Todos los esfuerzos para conseguir que todo el mundo esté conectado a Internet, uno de nuestros mayores retos, cuentan. Y, sin duda, la infraestructura móvil debe jugar un papel relevante en la superación de este reto que implica conectar a Internet a los próximos mil millones de personas. ¡Y en Telefónica estamos encantados de liderar este reto!

POSTS RELACIONADOS